Noticias

En el bullicio de la fiesta (y 3)

Publicado el 22/09/2014

Javier Pulpo/ El Periódico Extremadura

[Oficina de Información del Real Monasterio. Fotos: L. Cordero, Diario HOY]

6 de septiembre, nuestra Patrona

Si bien es cierto que, desde el medievo, la fiesta mayor de nuestra Virgen Morena se hace el 8 de septiembre, en el breve apostólico del papa san Pío X (1903-1914), de 20 de marzo de 1907, por el que se declara Patrona principal de la región extremeña a Santa María de Guadalupe, se asigna el primer domingo de septiembre a la festividad de esta advocación con Misa y Oficio propios; y así se hizo hasta el año 1913. Porque este gran pontífice, precursor de la reforma litúrgica del Vaticano II, al modificar ese año el Calendario litúrgico mediante el motu proprio “Ab hinc duos annos” (23/X/1913), impidió que las fiestas (salvo las de Cristo) se celebrasen el domingo, día del Señor. Al año siguiente, 1914, hace un siglo, el Calendario Litúrgico de la Archidiócesis señaló día festivo de la Patrona de Extremadura el 6 de septiembre.

El dato, al no ser conocido, puede pasar casi desapercibido para los fieles, que destacan la Ofrenda floral de las Damas y el Bajada de la sagrada imagen sobre la festividad litúrgica, celebrada en Toledo y en toda Extremadura. Este año se ha querido resaltar lo litúrgico con la presidencia de SER el cardenal Carlos Amigo Vallejo, franciscano, arzobispo emérito de Sevilla, acompañado de muchos concelebrantes, entre ellos el ministro provincial y el rector de la basílica. La Ofrenda foral se hizo con mucho orden desde la plaza del poeta Nicolás Sánchez Prieto. El recorrido fue señalado con las nuevas banderolas confeccionadas por la Asociación de Damas, y llegó al templo encabezado por el estandarte recién restaurado (pues en la costura han cooperado algunas Damas), las insignias basilicales y la cruz procesional.

Una vista de la llegada del cortejo de Damas para hacer la ofrenda floral
 

Puesto de socorro al peregrino, atendido por las Damas de Santa María de Guadalupe

7 de septiembre, miles de peregrinos

El presente año, al coincidir los últimos tres días del Novenario con el fin e inicio de la semana, los peregrinos han llegado al santuario escalonadamente. El sábado llenaron las naves de la iglesia en la solemne Bajada de la sagrada imagen, a la que cada año acuden más presbíteros, y abarrotaron el templo durante la Misa de peregrinos, el domingo a las 10 de la mañana, presidida por fray Antonio Arévalo Sánchez, rector de la basílica.  Como ya es habitual, los peregrinos que hacen a pie la caminata fueron atendidos en el Puesto de Socorro que abren las Damas y en el Área de descanso del monasterio, asistida por scouts del Sant Yago de Cáceres y algunos jóvenes de Guadalupe con su párroco.

Colección de fuegos artificiales quemados por el Ayuntamiento la noche del día 7 [Foto: G. Sánchez]

8 de septiembre, misa y procesión

Pese a ser lunes y haber regresado muchos peregrinos a casa, todos los temores por asistencia fueron evaporados al contemplar la basílica repleta de gentes para celebrar la Misa pontifical de las fiestas mayores de  Nuestra Señora, que recibía en largas hileras el besamanto de sus favorecidos y devotos. El pontifical fue presidido por nuestro arzobispo D. Braulio Rodríguez Plaza, primado de España, en compañía de los obispos y vicarios episcopales de la provincia eclesiástica de Mérida-Badajoz, el obispo de Segovia, hijo de la villa; el ministro provincial de los franciscanos, P. Joaquín Domínguez Serna; el párroco de la puebla, P. Jesús Mª Tena González; arciprestes y numerosos presbíteros diocesanos y franciscanos. Frente al altar, en lugar reservado, estuvieron las autoridades autonómicas, provinciales y locales, civiles, militares y culturales, encabezadas por D. José Antonio Monago Terraza, presidente del Gobierno de Extremadura, y los presidentes de las asociaciones de la Virgen.

El buen orden, mantenido con determinación por los miembros de la Comunidad franciscana, se mantuvo en el traslado de la sagrada imagen desde el solio real hasta la carroza, situada a la puerta del relicario (los monjes jerónimos solían acompañar la procesión claustral con insignes reliquias) y en la procesión, cuyo recorrido ha sido ligeramente modificado en beneficio de los fieles. El desfile procesional, en lugar de salir al claustro por delante de la gran verja, se alargó por la nave de Santiago hasta la puerta de la iglesia, cruzando desde allí las naves por la mitad a fin de ser contemplada por todos. Como era tradición antigua, las andas de la Señora fueron llevadas por frailes y presbíteros diocesanos, si bien se aseguró, en caso de ser necesaria, la ayuda de cuatro jóvenes de la villa. La medida,  rumoreada y discutida acaloradamente por algunos (acaso no diligentemente informados por sus representantes), sólo trata de evitar la exaltación de quienes pelean por aferrarse a las andas y empujar el trono, entorpeciendo la procesión y poniendo en peligro la imagen y sus ornamentos. ¿Habrá un sólo peregrino que no desee trasladar a la Virgen o empujar su carroza? Si lo hacen los Caballeros ¿quién se lo va a impedir a las Damas, sobre todo aquellas que lavan los pies del peregrino, curan sus heridas o bordan pacientemente a diario los ternos de la Casa?

Inicio de la Misa pontifical de peregrinos, presidida por el Primado de España
 

Presidencia de la Misa pontifical
 

Autoridades autonómicas, provinciales y locales asistentes a la Misa de peregrinos
 

Inicio de la procesión claustral
 

Penitentes en la procesión claustral de Nuestra Señora
 

La carroza de la Virgen atravesando las naves de la basílica en su nuevo recorrido
 

Es frecuente entre los fieles hacer promesa de ir de rodillas o descalzos delante de la carroza
 

La sagrada imagen de Nuestra Señora, adornada con anturios y rosas blancas
 
 
 

La carroza recorriendo las crujías del claustro mudéjar o de las procesiones
 

Una vista panorámica del presbiterio con la nueva sede para las fiestas mayores
Categoría : Fiestas | Noticias | Peregrinaciones | Virgen
  • Comparte :
Comentarios desactivados

Hit Counter provided by Sign Holder